lo-triste-no-es-morir-lo-triste-es-no-saber-vivir.jpgPablo Raez ha muerto demasiado joven. Su mensaje ha sido tan potente que ha hecho por mucha gente más de lo que él podía imaginar. Ojalá se siga concienciando a la sociedad para donar médula y disfrutar de cada momento de nuestra vida sin preocuparnos por tonterías. Gracias por tanto Pablo. Seguiremos difundiendo tu mensaje